Factura inversión sujeto pasivo, qué es y cómo hacerla

Los trabajadores autónomos y las empresas, tienden a emitir diversos tipos de facturas a sus clientes, siendo estas en su mayoría normales. Sin embargo, existen otras como es la factura inversión sujeto pasivo.

En las facturas de sujeto pasivo, no consta el IVA, pero aquella persona que la reciba, tendrá que autoliquidar la operación así como autorreperutirselo.

factura inversion sujeto pasivo
Factura inversión sujeto pasivo

En este artículo te lo explicamos detalladamente paso a paso. Sigue leyendo!!

¿Qué es una factura inversión sujeto pasivo?

Es una factura similar a la considerada «normal», la cual no presenta una consideración propia en comparación con cada factura existente. El vendedor deberá gestionar una factura que no incluya IVA, pero sí el resto de datos solicitados, como los datos de identificación de cada una de las partes del importe.

Su condición de sujeto pasivo implica que la persona deberá calcular el IVA sobre la factura, seguidamente ingresar la cuota correcta, para reflejarla en la autoliquidación como una cuota devengada. Recuerda que un sujeto pasivo  se caracteriza por ser una persona jurídica u física, la cual debe seguir las condiciones tributarias estipuladas.

¿Cómo se emite la factura inversión sujeto pasivo?

Primero, para emitir una factura inversión sujeto pasivo, el destinatario debe ser un autónomo o empresario, ya que son los que tienen la obligación de declarar el IVA. Esta es una factura que debe ser emitida por la empresa que está ejecutando la prestación.

Las principales características de la factura inversión sujeto pasivo son:

  • Debe emitir el número de identificación fiscal del destinatario.
  • Siempre es emitida sin el IVA, ya que, solo debe ser facturada la base imponible.
  • Asegúrate de que aparezca la mención expresa: Inversión del sujeto pasivo, junto a la normativa aplicable. Un ejemplo de esta es: “Operación con inversión del sujeto pasivo conforme al Art. 84 (Uno 2°) de la Ley 37/1992 del IVA”.

Recuerda que este tipo de factura debe tener una serie y numeración propia, la cual permitirá que se diferencie del resto.

Debes tener presente que no sirve hacer una factura inversión sujeto pasivo, si la actividad no cumple con los requisitos de la normativa general del IVA.

La factura de inversión sujeto pasivo no refleja el IVA, pero es importante incluir el importe de la respectiva operación en la declaración del IVA.

Declaración del IVA en la factura inversión sujeto pasivo

El emisor de la factura inversión sujeto pasivo no debe repercutir el IVA, pero si deberá informar acerca del importe de la operación al momento de declarar el modelo 303. Además, esta información será trasladada al apartado que le corresponde en la declaración del resumen anual.

El destinatario de la factura pasará a ser un sujeto pasivo. Por ello, tendrá que registrar la factura como tal. Recuerda que aunque el impuesto no se encuentre reflejado, si debe ser calculado internamente en la cuota que le corresponde a la operación.

Este es un paso necesario para poder realizarse la auto repercusión. Esto se lleva a cabo de la siguiente manera al rellenar el modelo 303:

IVA repercutido

En régimen general (Casillas 12 y 13), en el régimen simplificado (casilla 53): “IVA devengado por inversión del sujeto pasivo”

Recuerda que en este punto se incluye la adquisición intracomunitaria.

IVA soportado

La adquisición se considera un gasto deducible, con lo cual, se puede deducir una cuota tributaria en el apartado que corresponde del IVA deducible.

¿En qué operaciones se deberá incluir las inversiones del sujeto pasivo?

Solo será aplicada en ciertas operaciones comerciales, generalmente en aquellas donde el cliente es un autónomo o empresa.

Actualmente la Agencia Tributaria ha ido ampliando las actividades susceptibles de la inversión del sujeto pasivo.

Algunas de estas actividades son:

  • La venta de oro sin elaborar, oro de inversión o productos de oro semielaborados.
  • Entrega en procesos concursales.
  • La rehabilitación del local comercial.
  • Operaciones realizadas por profesionales que no se encuentran residiendo en el territorio donde se aplica el IVA.
  • Materiales de recuperación como cartón o vidrio.
  • Entregas de platino, plata y paladio en polvo o semielaborado.
  • Entregas pero con la renuncia a la excepción del IVA, esto por parte del sujeto pasivo.
  • Derechos de emisión del efecto invernadero.
  • Entregas inmobiliarias.

En la reforma fiscal del 2015 nacieron nuevas sanciones para aquellos que no comunicaran a la Agencia Tributaria el motivo por el cual debían facturar aplicando una inversión del sujeto pasivo.

Diferencia entre un sujeto pasivo y un contribuyente

En resumen, un contribuyente es el consumidor final sobre el que recae el impuesto(IVA), mientras que el sujeto pasivo es la persona jurídica o empresa.

Al hablar del IVA, se puede decir que Hacienda podrá perseguir al sujeto pasivo, ya que, este tiene la obligación de declararlo, teniendo presente que la cantidad ya fue cobrada por el contribuyente.

JORDI NAVARRO

Artículos relacionados

Deja un comentario