Plan estratégico de una empresa

El Plan estratégico de una empresa está cada vez más extendido en el mundo de los negocios. Actualmente, la competencia empresarial es feroz. Por ello, se requiere de herramientas estratégicas para poder competir.

Contar con una buena gestión en las pequeñas y medianas empresas, es necesario para contar con un buen liderazgo así como un rendimiento óptimo de estas.

plan estrategico de una empresa
plan estratégico de una empresa

Existen varias herramientas que permiten realizar un plan de acción eficaz y actuar de forma estratégica ante cualquier situación. En consecuencia, puedes utilizar lo que se le conoce como un plan estratégico de una empresa.

¿Qué es el plan estratégico de una empresa?

El plan estratégico de una empresa es una herramienta empresarial básica que permite liderar adecuadamente un negocio para lograr que se alcancen los objetivos deseados.

Este consiste en un documento con toda la estrategia empresarial, incluyendo los objetivos a corto, mediano y largo plazo, así como la metodología que se desea emplear para alcanzarlos.

La principal finalidad del plan estratégico de una empresa, es crear una ruta estable y bien planificada, que permita alcanzar todas las metas establecidas para la empresa. Con el uso de esta herramienta de organización, es posible tomar decisiones acordes a los objetivos de las empresas. La finalidad es alcanzar todas las metas económicas, organizaciones, estructurales, entre otras.

Para crear un plan estratégico, es importante conocer previamente toda la metodología para lograrlo, así como, aplicar el suficiente tiempo y esfuerzo.

También, es necesario tener una preparación previa y un estudio de mercado, que permita analizar la empresa, con el fin de que el plan estratégico se pueda aplicar lo mejor posible a la realidad.

¿Cuáles son las características del plan estratégico de una empresa?

Sin importar el tipo de empresa para la cual se desea crear un plan estratégico, esta herramienta cuenta con una serie de características que se hacen comunes en todos los casos.

Las características que debe tener un plan estratégico para que sea viable y aplicable para el éxito de una empresa, son las siguientes.

  • Debe tener metas cuantitativas: Es importante que los objetivos y las metas de las empresas se traduzcan en factores cuantitativos. Esto significa que se deben utilizar medidores únicos para la empresa que se puedan medir, ya sea en cantidad de ventas, ingresos, nivel de producción, entre otros.
  • Debe ser personalizado a la empresa: Cada empresa es única y debe serlo para ser exitosa, por lo que es importante crear un plan estratégico personalizado para las características únicas de la empresa. Esto significa que debe adaptarse a las necesidades, capacidades y metas particulares de la empresa.
  • Debe ser detallado y descriptivo: Es importante que el plan estratégico de una empresa sea claro, detallado y descriptivo. Todas las tareas, metas así como los planes previstos en el plan, deben ser lo más detallados posibles, logrando que sea más fácil crear metodologías claras para poder alcanzarlos.
  • Debe tener plazos temporales: Ninguna empresa puede simplemente lograr planes y metas si no se propone una fecha o meta temporal puntual. Todas las fechas que te propongas para tu empresa, deben tener plazos reales y con fechas establecidas, para que puedas crear estrategias adaptadas a estas metas temporales.

Evaluación constante de la estrategia de la empresa y la realidad de la misma

Es importante crear el plan estratégico de una empresa bien estructurado y que se utilice de forma regular. Con el trabajo continuo, se deben realizar las metas y estrategias del plan. De este modo, se podrá calibrar que ambas se están cumpliendo como se planean con el fin de lograr los objetivos deseados.

Puedes realizar reuniones o revisiones mensuales con un equipo de trabajo para revisar el plan, reestructurarlo y crear estrategias que ayuden a lograr los objetivos.

Es importante que se busque alcanzar los objetivos cuantificables, para lograr el éxito deseado en la empresa, por lo que es necesario implementar un plan que se adapte a las necesidades del plan estratégico.

¿Por qué el plan estratégico de una empresa ha de ser claro y bien definido?

Mientras más organizado y claro sea tu plan estratégico, más fácil será de aplicar. Esto significa que podrás tener una serie de beneficios claros y establecidos al poder utilizar este plan estratégico de la empresa.

Algunos de los principales beneficios para el éxito de la empresa que podrás conseguir con el plan estratégico, son los siguientes:

  • Podrás priorizar mejor: El uso de recursos en una empresa siempre es escaso, por lo que al tener un plan bien estructurado que puedes seguir, sabrás hacer un mejor uso de estos.
  • Podrás tener un mejor control: Tener metas claras con objetivos definidos y una buena estructuración organizacional, permite controlar mejor la empresa. Esto te permitirá evaluar eficazmente la empresa y que puedas saber cómo se está desempeñando el personal.
  • Podrás definir mejor la organización horizontal y vertical: Al tener una estructura clara, podrás escoger líderes aptos y trabajadores calificados, para realizar las labores necesarias y alcanzar las metas definidas en la estrategia.
  • Tendrás una mejor rentabilidad: Para rendir mejor el dinero y crear un presupuesto acorde a las metas, un buen plan estratégico es ideal, ya que te permite tener objetivos claros así como la forma de alcanzarlos.

¿Cómo estructurar el plan estratégico de una empresa?

Para que el plan estratégico de una empresa se pueda presentar ante cualquier institución así como los inversionistas, debe estar bien estructurado.

A continuación te comentaremos las distintas secciones de las cuales debe estar compuesto el plan de tu empresa. Puedes adaptar esta estructura a las necesidades puntuales de tu empresa, para hacerlo un plan completamente personalizado.

Presentación y punto inicial

La presentación consiste en definir la situación actual de la empresa y lo que se busca en líneas muy generales. Esto permite crear planes estratégicos en una empresa ya estructurada, con el fin de alcanzar nuevos objetivos. Este punto es importante, ya que, permite cuantificar la diferencia entre un punto futuro y el punto inicial, conociendo las características de partida.

Misión, visión y valores

La misión, visión y valores de una empresa es el punto central del cual está compuesto una empresa. Esto consiste los cimientos de la empresa y los fundamentos éticos y morales por los cuales se deben guiar todos los trabajadores de la empresa.

Estos criterios también definirán el propósito y la vía a través de la cual se desean alcanzar los objetivos. No obstante, siempre respetando la misión, visión así como los valores.

  • Misión: Describe el objetivo por el cual se ha estructurado la empresa, es decir, el fin que tiene esta desde el momento de su creación.
  • Visión: La visión es un punto íntimamente relacionado con las metas que quiere alcanzar la empresa y qué desea lograr. Esto puede definirse si te preguntas dónde ves la empresa en el futuro, cuál es el recorrido de ésta y qué has logrado en el camino. Es importante que la visión no sea únicamente financiera y productiva, sino que también incluya también un enfoque humano.
  • Valores: Los valores consisten en los principios éticos y morales de los cuales parte una empresa, los cuales sirven como principio de acción para cualquier plan de acción que se desee realizar.

Análisis interno y externo de la empresa

Antes de aplicar cualquier tipo de estrategia, es importante analizar la situación interna de la empresa así como la externa (sociedad, mercado, entre otros). Esto permitirá saber la situación actual y permitirá crear planes estratégicos reales a futuro.

El análisis interno es detectar qué aspectos positivos y negativos forman una empresa. En este punto se debe hablar de forma clara de las debilidades y fortalezas de la empresa, para explotar las fortalezas al máximo así como mejorar las debilidades.

Aquí también se debe hacer un enfoque a analizar la estructura, los productos, las finanzas y muchos otros aspectos de la empresa que permiten conocer su situación real.

El análisis externo permite conocer la situación de mercado, los cambios tecnológicos de la sociedad en relación a lo que provee la empresa, la situación económica, social, entre otros.

Esto permitirá crear una situación clara de cuáles son los caminos fáciles que puede tomar la empresa y cuáles serán las dificultades que se encontrará al buscar lograr las metas.

Herramienta DAFO-CAME

Existen dos herramientas muy útiles al momento de conocer la situación de la empresa y qué necesita para lograr sus objetivos. Estas son las herramientas o matrices DAFO-CAME.

DAFO

La herramienta DAFO o también conocida como matriz DAFO, permite crear un plan estratégico para la empresa a corto, mediano y largo plazo. En esta herramienta de análisis empresarial, se pueden conocer las Debilidades, Amenazas, Fortalezas y Oportunidades de la empresa,.

Conocer esto puede traer una visión clara de cuáles son los puntos fuertes y débiles de la empresa, lo que puede ayudar a estructurarla mejor así como realizar los cambios necesarios. Esta herramienta ayuda mucho en el análisis interno de una empresa.

CAME

La matriz o herramienta CAME, es otra de las utilidades que permiten crear un análisis seguro y eficaz de la empresa así como la estructura de la misma. El nombre de esta matriz proviene de sus siglas, las cuales se originan en Corregir, Afrontar, Mantener y Explotar.

Cada una de las secciones de las cuales se compone la matriz CAME, permite analizar a profundidad todo sobre la empresa. Esta herramienta es una excelente opción para encontrar las fortalezas y debilidades de la empresa, pudiendo saber eficazmente cuáles son buenas para explotar, cuáles hay que cambiar, corregir, entre otros.

Objetivos de la empresa

Ya conociendo el estado de la empresa, el estado externo del mercado y la sociedad así como la base de la empresa, se pueden definir los objetivos de la misma. Este es el primer paso que se debe dar antes de trazar cualquier plan estratégico, ya que, se buscan crear objetivos reales, alcanzables y que se puedan medir en el tiempo.

Un aspecto muy importante al considerar los objetivos, es la misión, visión y valores. Los objetivos de la empresa nunca deben divergir de este aspecto de la empresa, ya que, para alcanzarlos es importante crear una estrategia que siga esa estructura base de la empresa.

Al crear una lista de los objetivos, es mejor si estos se pueden dividir por departamentos y se pueden crear en pequeños objetivos mensuales o quincenales. Al lograr esto, harás que los objetivos sean mucho más fáciles y sencillos de alcanzar, pudiendo alcanzar metas pequeñas así como puntuales. Esto también te permitirá crear una estrategia clara y bien definida para alcanzar cada uno de ellos.

Una característica de los objetivos, es que deben ser cualitativas y cuantitativos, es decir, deben poderse medir así como observar. Además, los objetivos deben estar definidos con plazos cortos, medianos y largos, lo que hará más fácil la creación de la estrategia y el plan de acción.

Estrategia para alcanzar los objetivos

Existen varias estrategias, pero realmente esta tiene sólo dos enfoques: el interno y el externo.

  • Las estrategias internas se enfocan en la organización de la producción. Se puede utilizar para optimizar la empresa, por lo que ayudará muchísimo el análisis interno de la misma. Esto permite que se creen estrategias para alcanzar altos niveles de producción y se puedan medir en relación a los objetivos.
  • Los objetivos externos están íntimamente relacionados al marketing. Con lo cual, debes tomar en cuenta aspectos como el producto, su precio, la distribución del mismo y la promoción que le haces.
    • Esto requiere que tengas estrategias inteligentes, planes de marketing digital así como variedad de estrategias claramente definidas.
    • Si tienes un equipo de publicidad y marketing, es importante que se vean involucrados en esta etapa de definición de estrategias, ya que son los que conocen mejor el mercado así como los límites. Las mejores estrategias, están definidas de tal manera que la forma de alcanzarlas es clara y se pueden entender con gran facilidad.

Plan de acción

Todas las estrategias que creaste para alcanzar los objetivos, se deben dividir en pequeñas tácticas limitadas a ciertos periodos de tiempo como días, semanas, quincenas o meses. Esto permitirá crear un plan de acción claro y fácil de seguir, por el cual todos los departamentos de tu empresa se pueden guiar para lograr los lineamientos dentro del plazo.

Una excelente opción que te permitirá disfrutar un buen plan de acción, es un mayor control. Al saber cómo se relacionan los resultados en relación a los objetivos gracias al plan de acción, también podrás analizar si es posible alcanzar las metas y hasta qué punto.

Para crear un plan de acción real, dispones de una gran variedad de herramientas. Una de las más populares es un calendario y diagrama de Gantt. Esta te permitirá establecer una figura clara y con metas claras de lo que deseas lograr con el plan de acción. También puedes dividir los distintos recursos, para saber cómo emplearlos mejor en las jornadas labores.

Evaluación regular

Ya estás realizando tu plan de acción para llevar a cabo la estrategia y lograr los objetos, ¿Qué es lo único que queda? Evaluar regularmente tu plan de estrategia. Esto te permitirá ver cómo reacciona el mercado ante los planes de la empresa, permite conocer si es necesario modificar algo, ya sea en las estrategias o inclusive definir objetivos más reales.

Para evaluar la eficacia del plan de la empresa, puedes utilizar las cifras iniciales y calcular porcentajes de cambio así como de eficacia. Esto te permitirá saber si tu empresa ha mejorado, si estás en el camino a alcanzar los objetivos y qué tan alcanzables son estos.

Puede que inclusivo llegues a superar los objetivos, si tu plan de acción es eficaz y tienes objetivos reales en relación al mercado así como a la empresa.

¿Quiénes son los responsables del plan estratégico de la empresa?

El plan estratégico de una empresa lo deben realizar los altos directivos, gerentes y otras personas de alto rango dentro de la estructura empresarial.

Es importante que todos los involucrados en la organización y ejecución empresarial, tengan palabra en el plan estratégico o al menos puedan comentar al respecto. También puedes contratar un asesor que te ayude a crear un plan real y fácil de ejecutar.

Involucrar a los empleados es muy importante en el plan estratégico de una empresa. Si logras involucrar sus opiniones, se enfocarán mejor en lograr las metas al sentirse incluidos en el proyecto, dándoles así una voz dentro de la empresa. Esto también ayudará a identificar con mayor facilidad los problemas y las oportunidades que puedan existir en una empresa.

Puedes involucrar a los líderes de cada departamento, para que tengan objetivos y metas puntuales por departamento que ayuden así a lograr las metas generales de la empresa. Esto permitirá que los mismos participantes, sean los que ayuden a ejecutarlo y puedan asegurar su éxito. Además, podrán informarte con mayor facilidad si hay algún inconveniente.

Conclusión: Importancia del plan estratégico de la empresa

Tener un plan estratégico en la empresa es una herramienta muy importante, que te permitirá tener un rumbo definido para tu empresa. Esto ayudará a estructurar mejor todo el ambiente laboral, crear los cambios organizacionales correspondientes, adaptar las tecnologías correctas para alcanzar los objetivos y hacer prosperar la empresa.

Un buen plan estratégico es la mejor forma de controlar la empresa e integrar a todos los departamentos en un único mecanismo que funciona en perfecta sincronía.

Lo mejor del plan estratégico, es que lo puedes modificar si es necesario y adaptarlo a la realidad de la empresa, para conocer qué le falta, qué puedes explotar así como la realidad de la misma.

JORDI NAVARRO

Artículos relacionados

Deja un comentario