fbpx

Qué es un asiento en contabilidad y cómo se hace

Qué es un asiento en contabilidadUna de las principales dudas en el campo de la contabilidad es entender qué es un asiento en contabilidad y como se hace.

La contabilidad es todo un mundo y es necesario saber ciertas cosas básicas.

Por ello, una de las primeras cosas que debemos aprender es la clasificación de cuentas contables y el plan general contable.

Por consiguiente, podremos aprender el registro de los asientos contables.

También es fundamental que tengamos pleno dominio sobre la teoría del cargo y el abono. Del mismo hay que se saber qué es el debe, y qué es el haber.

Para aprender contabilidad, debemos practicar de forma constante. Hay que hacer muchos asientos contables. De este modo, adquirirás las habilidades de un contable.

Definición de asiento contable

Los asientos contables se definen como una forma de registrar cada uno de los acontecimientos económicos que realiza una empresa.

Por lo general, estos registros se acostumbran a hacer de forma diaria. Además, debemos tener en cuenta que estos registros afectan a la situación patrimonial de la empresa.

Podemos decir que un asiento en contabilidad es un registro indispensable para llevar al día cada una de las transacciones de la empresa.

Sin embargo, también hay formas de definir los asientos contables. Son todas aquellas anotaciones necesarias encargadas de asentar todos los movimientos acontecidos en la empresa durante cierto tiempo.

Los asientos se sustentan en la conocida teoría de la la partida doble. También llamada teoría del cargo y el abono .

Tipos de asientos en contabilidad

Qué es un asiento en contabilidadAunque la contabilidad es universal, la forma en la que se percibe, puede llegar a variar un poco.

Por eso, los clasificamos según la función que cumplen dentro de la contabilidad.

Por lo general, podemos clasificar los diferentes tipos de asientos, en dos grandes bloques.

Los agrupamos de la siguiente manera: asientos contables según su fondo, y asientos según su forma.

Veamos más detalladamente cada uno de ellos.

Asientos según su fondo

Existen cuatro tipos de asientos según su fondo. Cumplen funciones básicas tales como el registro de las transacciones diarias, y los ajustes por errores detectados.

Otra función de la de registrar el cierre del ejercicio fiscal de la empresa.

Se clasifican en asientos: operativos, de ajuste, de regularización, y de cierre. Vamos a verlos con más detalle:

  • Asientos operativos: Estos son los que recogen todas las operaciones llevadas a cabo en la empresa durante un año fiscal. Se ordenan de  forma cronológica.
  • Asientos de ajuste: Se realizan al finalizar el ejercicio fiscal. Incorporan operaciones o desviaciones pendientes. De este modo se reflejará contablemente, la verdadera situación económica, financiera, y patrimonial de la empresa.
  • Asientos de regularización: Estos asientos reflejan las anotaciones que permiten cerrar y saldar cuentas. También, trasladan el resultado de gastos e ingresos a la cuenta de resultados.
  • Asientos de cierre: Por último el asiente de cierre, cierra todas las cuentas que tengan saldo. Es el mismo asiento que el de apertura pero con signo contrario.

Asientos según su forma

Si analizamos los asientos contables según su forma, los podemos clasificar en asientos simples o asientos compuestos.

Cuando hacemos referencia a los asientos contables simples, son los que se fijan en dos cuentas, una que va por el debe y la otra por el haber.

En el caso de los asientos compuestos, son aquellos que tienen más de una cuenta en el debe, y lo mismo sucede en el haber.

Lo más importante sobre qué es un asiento en contabilidad

Para poder realizar asientos contables correctamente, es necesario que aprendas bien estos cinco aspectos:

  • Es necesario tener dominio sobre como funciona el debe y el haber, ya que, este sería el inicio de todo. Se debe saber que el debe siempre irá por la parte izquierda, y el haber por la parte derecha.
  • Cuando se hable de que alguna cuenta se debe cargar es porque la misma deberá ir en el debe. Cuando se dice que se ha de abonar a una cuenta, esta debe ir por el haber.
  • Las cuentas de activo, aumentarán por el debe,y se disminuirán por el haber. Por consiguiente, podemos entender que el pasivo y lo correspondiente al patrimonio neto, aumenta por el haber disminuye por el debe.
  • Debes fijarte siempre en que los asientos contables registrados cuadren entre sí. Es decir, el mismo monto que esté por el debe, es necesario que esté por el haber. De lo contrario, estarás descuadrando la contabilidad. Así funciona la teoría de partida doble.
  • Siempre es necesario que cuentes con toda la información. Por ello, debemos contar con un plan contable que nos permita hacer los registros de una forma correcta.

Resumen y conclusión

En resumen, para llevar a cabo la realización de los asientos contables es importante que conozcas toda la teoría básica de la contabilidad.

Debes aprender cómo funciona la carga y el abono, los diferentes tipos de asientos contables que existen, y la naturaleza de todas las cuentas a utilizar.

Artículos de gestión financiera que te pueden interesar

Deja un comentario